El Cisne

“Sé que estás conmigo, puedo sentirte”, susurra la bailarina con los ojos cerrados y apretando las manos contra su pecho, “tú me das fuerza”.

Estira su largo cuello níveo, golpea tres veces con la punta de su zapatilla derecha para alejar la mala suerte y entra en escena con etérea ligereza, entre el rumor de plumas de su talle.

El público queda extasiado ante el Cisne Blanco.

Cuando Alicia baila, todos enmudecen, incluso la música.

Anuncios

8 comentarios en “El Cisne

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s